De "El canto del pájaro", Anthony de Mello

El discípulo se quejaba constantemente a su maestro:

«No haces más que ocultarme

el secreto último del Zen».

Y se resistía a creer sus negativas.

Un día, el Maestro lo llevó a pasear por el monte.
Mientras andaban, oyeron cantar a un pájaro.


«¿Has oído el canto de ese pájaro?»,
le preguntó el Maestro.

«Sí», respondió el discípulo.
«Bien; ahora ya sabes que
no te he estado ocultando nada».

«Sí», asintió el discípulo.

viernes, 27 de enero de 2012

Y descansando de las letras

les presento la que quizá sea la pieza musical más hermosa que se haya escrito:

4 comentarios:

Espaciolandesa dijo...

Tienes razón, es una pieza bellísima.

Al escucharla sentí vibrar cada nota musical en el interior de mi cuerpo.

jimeneydas dijo...

Hay muy buenaws versiones en interpretación coral, a mí en particular me gusta ésta:

http://www.youtube.com/watch?v=3r8cap0JaF4

y alguna vez encontré una interpretación de un coro infantil coreano, pero no localizo el enlace ahora :(

y, siguiendo on Bach, otro coral muy recoemndable es ésta:
www.youtube.com/watch?v=F4byhXIaCeY

Alexandra dijo...

Cada vez que tengo oportunidad de escuchar piezas como ésta en vivo, no deja de ponerme la piel de gallina. Es estremecedora. Muchas gracias. Salu2.

Cassiopeia dijo...

Y una de mis favoritas. Abrazotes.