De "El canto del pájaro", Anthony de Mello

El discípulo se quejaba constantemente a su maestro:

«No haces más que ocultarme

el secreto último del Zen».

Y se resistía a creer sus negativas.

Un día, el Maestro lo llevó a pasear por el monte.
Mientras andaban, oyeron cantar a un pájaro.


«¿Has oído el canto de ese pájaro?»,
le preguntó el Maestro.

«Sí», respondió el discípulo.
«Bien; ahora ya sabes que
no te he estado ocultando nada».

«Sí», asintió el discípulo.

martes, 23 de junio de 2009

Adivinanza

¿Qué es lo que se repite una vez cada minuto, dos veces en cada momento, y nunca en un siglo?

3 comentarios:

Zarela dijo...

la letra M

jimeneydas dijo...

A ver ésta: "Si el enamorado es correspondido, dígase el nombre de la amada y el color de su vestido".

yiokun dijo...

Elena
Morado


saludos