De "El canto del pájaro", Anthony de Mello

El discípulo se quejaba constantemente a su maestro:

«No haces más que ocultarme

el secreto último del Zen».

Y se resistía a creer sus negativas.

Un día, el Maestro lo llevó a pasear por el monte.
Mientras andaban, oyeron cantar a un pájaro.


«¿Has oído el canto de ese pájaro?»,
le preguntó el Maestro.

«Sí», respondió el discípulo.
«Bien; ahora ya sabes que
no te he estado ocultando nada».

«Sí», asintió el discípulo.

martes, 17 de noviembre de 2009

haiku no ortodoxo

El Rincón Amansalocos ha recibido nuevamente un regalo de una escritora amiga

Arroyo

Cantos rodados
Murmullo en piedras
Brilla el agua

©-Derechos Reservados. ® 7 de Marzo del 2009

Arroyo de montaña
Entre León y Asturias

Óleo sobre tabla 80 x 30.6 cm
Manuel Sosa © 1996
tomado de:
http://manuelsosa.com/Paisajes/source/arroyo_largo.php

6 comentarios:

Zarela dijo...

Hermoso tu haiku no ortodoxo, demuestra tu habil creatividad...un cariñoso saludo para ti, y felicitaciones para ustedes.

Betty dijo...

los haiku son maravillosos por la simple razón de que lo dicen todo en pocas palabras
besos!!!

Pequeña Saltamontes dijo...

Muy bellos tanto el haiku como la pintura.

WOW.

Cassiopeia dijo...

Felicidades a la amiga escritora y un abrazo al blogero que la comparte.

Marisol dijo...

como con pocas palabras se puede expresar toda una bella imagen.
Bonito tu Haiku :-)e igual la foto.
Saludos berlineses

Yuria dijo...

Parece que tienes un blog divertido.

Un saludo